Vascuteca

Cuáles son las úlceras más frecuentes del pie diabético

Las lesiones del pie diabético suelen ser muy variadas, pudiendo clasificarse en distintos tipos de úlceras:

Úlcera neuropática o mal perforante plantar

Es el caso más frecuente. Suelen aparecer sobre puntos de presión, normalmente a nivel de la planta del pie en la zona de apoyo de la cabeza de los metatarsianos (huesos del pie), aunque también pueden verse en la punta o dorso de los dedos, en los espacios interdigitales o en el talón. Se caracterizan por presentar un callo alrededor de la úlcera, lo que se conoce como zona de hiperqueratosis. Normalmente son indoloras, porque llevan asociada la pérdida de sensibilidad. Pueden tener diferentes grados de infección y llegar a afectar al hueso (lo que técnicamente se conoce como osteomielitis).

Mal perforante plantar

Úlcera neuroisquémica

Normalmente aparecen en la cabeza del primer metatarsiano, a nivel lateral en la cabeza del quinto metatarsiano y a nivel del talón. Son muy dolorosas, y no suelen acompañarse de la formación de callo. Normalmente existen otros signos de isquemia en la extremidad, como la ausencia de pulsos. Se corresponden al estadío más avanzado de la enfermedad arterial periférica, también llamado isquemia crítica.

Úlceras neuroisquémicas

Necrosis digital

Es la necrosis o gangrena de uno o varios dedos del pie. Puede ser debida a la falta de circulación o a la infección, pudiendo coexistir ambos problemas. Cuando la causa principal es la arteriopatía periférica, se comporta de forma similar a una úlcera neuroisquémica. En otros casos, los pulsos en el pie están presentes, y suele ser secundaria a una infección agresiva que causa una trombosis de las arterias digitales, y por tanto produce la gangrena del dedo.

Necrosis digital

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *